ACERCA DE MÍ

En un otoño teñido por la guerra de Malvinas renació el amor en el corazón de una familia trabajadora. Luciana Echevarría nació un 23 de abril de 1982 en la Ciudad de Córdoba y en un instante la historia tomó una nueva narrativa. 

Al comenzar sus estudios en la Universidad Nacional de Córdoba, Luciana se acercó a la militancia estudiantil, donde encontró una de las pasiones más grandes de su vida. Los primeros pasos los dio dentro de la agrupación Rodolfo Walsh, más tarde en La Marea y finalmente el MST, unos meses antes del Argentinazo del 19 y 20 de diciembre del 2001.  Su inquebrantable compromiso hizo que sus compañeros la eligieran como presidenta del Centro de estudiantes de la Escuela de Ciencias de la Información y consejera estudiantil en reiteradas oportunidades de la ECI primero – hoy Facultad de Ciencias de la Comunicación- y de la Facultad de Derecho, después.

En los pasillos de la universidad conoció a Marcelo y desde el primer momento en que sus miradas se cruzaron, decidieron emprender una historia de amor embebida en ideales, luchas y viajes. Varios años más tarde nacería su hija Caetana, un terremoto de amor que resignifico sus vidas y expandió sus corazones.

Desde temprana edad, Luciana supo que su vocación se encontraba en las aulas. Hace más de 10 años que se desempeña como docente de nivel secundario, compartiendo enseñanzas con adolescentes de entre 14 y 17 años. También es docente en la universidad, en la cátedra de Introducción a la Comunicación y en el Seminario de Patriarcado y Regímenes Políticos.

En 2019 la historia de Luciana toma un giro al ser electa como Legisladora. Después de tanto esfuerzo colectivo y años de lucha, le tocó asumir un gran desafío con el compromiso de llevar a la Legislatura las voces de los sectores ignorados y marginados por el PJ y la UCR.

Construyendo día a día un proyecto de izquierda renovada, joven, anti sistema y feminista. No resignándose a caer en las injusticias que nos obligan a aceptar que el 99% deba vivir en malas condiciones, para que el 1% viva en la abundancia. Luciana sigue caminando. 

Luciana se nutre del vínculo que se crea a diario con los alumnos y es en el aprendizaje mutuo donde encuentra la motivación para seguir enseñando. Pero ella sabe que su compromiso no se reduce al trabajo cotidiano en las aulas, fue por eso que asumió en reiteradas ocasiones el rol de delegada escolar, delegada del departamento Capital en la UEPC y referente de la oposición a la burocracia de la lista celeste que conduce el gremio desde la vuelta a la democracia.

En 2019 la historia de Luciana toma un giro al ser electa como Legisladora. Después de tanto esfuerzo colectivo y años de lucha, le tocó asumir un gran desafío con el compromiso de llevar a la Legislatura las voces de los sectores ignorados y marginados por el PJ y la UCR. Su mayor desafío fue y será, poner la banca ganada al servicio de la defensa de los derechos de los trabajadores, las mujeres y la juventud.


Treinta y ocho años después de aquel agitado otoño, Luciana continúa caminando por la tierra que la vio nacer. Construyendo día a día un proyecto de izquierda renovada, joven, anti sistema y feminista. Negándose a aceptar las injusticias que arrojan al 99% a vivir en malas condiciones, para que el 1% viva en la abundancia. Luciana sigue caminando. Con las inquebrantables ganas de cambiar las cosas, con su familia y amigos como sostén de vida y con la ilusión intacta de construir el mundo por el que nunca dejo de luchar.

SUMATE

Esta banca es de las mujeres y disidencias, de los trabajadores y la juventud. Por eso te invito a sumar tus ideas y proyectos, a ser parte de los debates que hacen falta para dar vuelta todo.

¿dé que se trata Banca Abierta?








    (*) Campos obligatorios